Libres, Poesía

De espumas

Las muescas de una puerta azul
reverberan con saña en mis sabores,
un crujir de pieles se inflama
en los reflejos del metal descubierto
de tus caderas, chocando otra vez,
chocando contra el muro gris
de un invierno lejano a contraluz
cubierto de una nieve ya oscura
por el pudrirse de los recuerdos,
por el elevar extraño de las memorias
perdidas en los inmorales caminos
de los años pasados, desde que,
tras las muescas de una puerta azul,
mordieran feroces tus labios,
chocaran tus caderas, chocaran,
como el batirse de las rocas
contra la espuma acerada
que fueron, serán tus manos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *