¿Cuándo haremos por dejar de construir?
Tendrá final el voraz apetito
que nos urge, hasta el último centímetro,
hasta la última brizna por cubrir;

¿habrá paz para el que quiera dormir?
Paz del agua para el suelo finito,
paz de la luz para el árbol florido;
¿dónde irás si no quedara dónde ir?

Si no quedara el bosque, verde rojo;
si no anduviera sola la montaña;
si en el límite azul de los cementos

no encontraras nada más que el despojo
del viejo campo ardido en la maraña;
¿qué harás cuando no puedas respirar?


Also published on Medium.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *