Recoge, que va de lunas.

Esconde tu piel segunda
que la sombra ya se resquebraja,
que viene la plata en barahúnda.

Corre, que ya escapan negruras,
y con ellas, bajo la tierra,
van las estrellas en su ausencia.

Respira en la inflación de la sombra,
triste distancia ondulante,
alarde de la impotencia
en planckianas efusiones.

Recoge, que va de lunas,
vieja luz en minoría,
defensa de los colores,
última vibración
en los extremos nocturnos
de la noche,
en las primeras miradas,
aliento
de la boca y del oculto
día nocturno,
antes de la dispersión azul del alba.

 

Imagen por: studiounderthemoon


Also published on Medium.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *