Reconozco

por Somnoliento

Reconozco.

Reconozco que me echo de menos.
Tratarme más como a un loco,
la serena pulcritud del preocuparse
menos,
por nada.
Reconozco que echo de menos
sentirme más alejado del suelo,
y de las ranas,
y de la torsión y traslación frenética
de la tierra y el agua, y del ruido del
fuego,
a veces tan viciado.

Reconozco que ya no veo el aire;
es la sensacion de pasar
acotándolo todo,
sesgándolo,
rompiendo la natural quietud.
Reconozco que echo de menos el color,
y no este verde desvaído,
el azul de olor a podrido,
la luz de tonos amarronados.

Reconozco.

Reconozco que no me reconozco.
Reconozco que no nos reconozco,
salvo en los sesgos escibles
que guarda la noche.
Reconozco que poco reconozoco,
pero sí el cambio,
y el uranio tacto de la sombra.

Reconozco las verdades,
pero ya han pasado.

Sigue leyendo

Deja un comentario