Será

por Somnoliento
Y un día voy a beber
del tiempo con mis dos manos,
voy de su sal a sorber
la vida de los segundos,
chispas de tus horas, que
antes fueran expoliados,
que no nos dejaron ver.
Y ese nuevo día cuéntame
de nuevo entre los humanos,
cuéntame entre los que siembren
alegrías sin sentidos,
momentos de lo creciente;
cuéntame entre los perdidos
que escogieron no acostarse.
Y ese día no es mañana,
no es tarde, nunca, ni siempre,
tampoco será el que venga,
será el día en que despierte
al canto vivo del agua
y al olvido de la muerte;
será hoy: delirio de vida.
Día en que habrá que volar
para alcanzar prometidas
mañanas, noches de mar
estrellado, ardientes lunas.
Día en que habrá que saltar
sobre la aprendida norma;

vivir sin dejar de amar.

Sigue leyendo

Deja un comentario